ESTRABISMO EN ADULTOS: CASO.

Hoy os cuento el caso de José Luis, un paciente de 42 años que acudió a consulta en Septiembre de 2015. Vino a vernos porque tenía estrabismo y ambliopía desde la infancia. Le habían operado de estrabismo de niño y de adulto se operó con técnica Lasik para eliminar su graduación. Él es informático y en el momento  de la  primera visita tenía muchos síntomas astenópicos de cerca y veía doble.

A continuación os pongo un resúmen de la evaluación inicial con los datos más relevantes.

AVOD lejos y cerca: 0.2  y AVOI lejos y cerca:0.9.

Oculomotricidad: seguimientos normales en calidad y tiempo y sin restricciones en las 9 posiciones de mirada.

CT: lejos 16 XT OD y cerca 8 XT OI.

Maddox: horizontal: 3 exo  vertical:  hiper OD

Fusión: Lejos: alternancia entre supresión del OD y diplopia en exo. Cerca: diplopia constante en exo desde 1 metro hasta la  nariz.

Estereopsis: no en puntos aleatorios y no en disparidad lateral.

Correspondencia anómala en todos los test.

Rx: -1.50 80º (o.4-) / -1.25 150º 1.0.

Acomodación: la habitual para un présbita.

¿Qué hicimos?

La primera recomendación de tratamiento fue mandar a valoración oftalmológica para que le hicieran OCT y retinografía y, a partir y en función de los resultados, empezar terapia visual. Las pruebas médicas estaban perfectas por lo que comenzamos terapia visual. Prescribimos la refracción en lentes de contacto.

Después de poco más de un año en tratamiento estos fueron los resultados:

AVOD lejos y cerca: 0.9  y AVOI lejos y cerca:1.0

Oculomotricidad: seguimientos normales en calidad y tiempo y sin restricciones en las 9 posiciones de mirada.

CT: lejos 2 XF y cerca 3 XF.

Maddox: horizontal: 1 exo  vertical: orto

Fusión: Lejos: fusión con pequeñas apariciones de supresión OD. Cerca: Fusión. No diplopia.

Estereopsis: resuelve puntos aleatorios 200″ y disparidad lateral 63″.

Rx: -2.00 75º  / -1.25 150º Ad:+1.50

Estas son mis reflexiones sobre este caso:

Lo primero, la importancia de establecer unos objetivos realistas y acordes con la queja principal del paciente. En el caso de José Luis, él quería tener más agudeza visual y no ver doble. En ningún momento, de manera inicial, me habló de estética ni de visión estereoscópica. Así que nuestra pregunta inicial fue: ¿puedo subir la agudeza visual? ¿cúanto? ¿esto le va a perjudicar en otras áreas como por ejemplo dejarle viendo doble?  (En el  caso de  José Luis ya veía doble por lo que ese riesgo lo descartábamos).  ¿Puedo hacer que no vea doble?

En función de  los valores iniciales, la colaboración y la motivación del paciente tomé la decisión clínica de que podríamos subir agudeza, pero no sabía hasta dónde, y podía eliminar  la visión doble  en cerca. Le propuse esos objetivos como primera instancia y, de manera secundaria, conseguir estereopsis periférica. Cuando consiguiéramos eso volveríamos a decidir los dos cuál era el siguiente paso.

La importancia de la motivación del paciente: lo dice el propio paciente más abajo en su testimonio. La constancia y la disciplina son primordiales. La terapia visual no es nada mágico, como he llegado a oir por  ahí, es pura ciencia. Y como está demostrado, la motivación es clave en la recuperación de los pacientes.

La importancia de descartar patología. Si un ojo no ve… ¿no ve porque tiene una patología o porque funcionalmente no está estimulado? Esta es la pregunta que no se nos puede olvidar.  Lo primero es saber qué tenemos realmente entre manos y, a partir de ahí, establecer objetivos y ponernos a trabajar.

La importancia de intentarlo con honestidad. A José Luis ya le habían llovido muchos «noes», basados en el desconocimiento. Yo le dije, no sé hasta dónde podemos llegar, si eres constante y yo hago bien mi trabajo puedes mejorar, lo que no se es cuál es tu límite, ¿quieres intentarlo? Eso sí… en otros muchos pacientes hay que decir «no», si no tenemos la formación o creemos que el caso no tiene solución.

Con José Luis seguimos haciendo revisiones desde 2016 de su visión binocular, sus lentes de contacto, etc… Y, por ahora, todo estable. Él quiere conseguir un poco más de estereopsis por lo que sigue haciendo algunos procedimientos con el vectograma en casa.

A continuación os dejo unas palabras que nos escribió el propio paciente sobre su experiencia con nosotros, él trabajó con todo el equipo y estamos felices de haber contribuido a  su desarrollo visual:

«Mi nombre es José Luis González Guerrero y tengo 45 años. De pequeño me diagnosticaron de ambliopía en el ojo derecho, provocada por estrabismo y una miopía mucho más elevada en este ojo que en el izquierdo. Del estrabismo fui operado, y con la ambliopía tuve el tratamiento clásico del parche en el ojo bueno, lamentablemente sin grandes resultados. Por lo tanto, durante todos estos años, esa ha sido mi situación: un solo ojo útil, el izquierdo, y un ojo derecho que me servía más bien para nada, con la ambliopía, una miopía mucho mayor y, aunque ya sin estrabismo propiamente dicho, con cierta tendencia a desviarse.

Cuando tenía unos 30 años, decidí someterme a cirugía láser para eliminar la miopía y librarme, al menos, de la tiranía de las gafas pero, evidentemente, el problema de la ambliopía seguía ahí, y sin esperanza ninguna, puesto que la información que me daban era que en adultos no se puede hacer nada para tratarla.

Sin embargo, hace unos pocos años vi en televisión una emisión del programa Redes, de Eduard Punset, en el que entrevistaba a una neuróloga estadounidense, Susan Barry, sobre su experiencia con la Terapia Visual, que a ella misma le había permitido recuperar la visión binocular.

A partir de ese momento empecé a interesarme por el tema y descubrí que estas técnicas se basan en tratar la verdadera raíz del problema de la ambliopía, que está en el cerebro, y que trabajan sobre la premisa de que éste puede ser “reeducado”, incluso en edades adultas, para que vuelva a utilizar el ojo que había “descartado”. Y estaban teniendo muy buenos resultados.

Decidido a intentarlo, me puse a recabar información en Internet sobre centros, especialistas, etc. y  surgió el nombre de Gloria Hermida, como una persona muy involucrada y muy activa en la terapia visual.

Acudí a su centro, donde me diagnosticaron una capacidad de visión del 20% en el ojo vago, una cierta desviación (exotropía) del mismo y una capacidad de visión binocular prácticamente nula.

Comencé el tratamiento, al que acudía una vez a la semana a la clínica para una sesión de ejercicios, con revisiones regulares, y realizando el resto de la semana ejercicios en casa. Aquí he de recalcar la crucial importancia de la disciplina y la constancia en la realización de estos ejercicios. Con ellos se combaten todos los frentes que presenta la ambliopía (supresión del ojo vago, agudeza visual y discriminación, coordinación en el movimiento de ambos ojos, visión binocular). Todo esto lo complementé con sesiones de terapia Syntonic que contribuyeron a acelerar el proceso.

Durante todo el tratamiento fui notando las mejoras en la visión particular del ojo vago y en la percepción estereoscópica de cosas que antes no era capaz de ver.

En poco más de un año, recibí el alta del tratamiento, habiendo alcanzado una visión del 90% en el ojo vago, con la desviación corregida y con un aumento muy notable de la visión binocular (como anécdota diré que al final fui capaz de ver un estereograma que durante todo el tratamiento me había sido imposible percibir).

Para mí ha sido extremadamente importante conseguir estas mejoras, ya que es un problema que me ha estado acompañando toda la vida, y pienso seguir trabajando sobre ello para llegar lo más lejos posible.

No quiero terminar este testimonio sin darle las gracias a Gloria y a todo su equipo por el trato recibido durante todo el tratamiento.

José Luis González Guerrero, Toledo.

Gracias a ti José Luis por tu confianza y por todo el trabajo constante que hiciste para conseguir tus objetivos.

Comparte

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp

15 respuestas

    1. Enhorabuena por el trabajo realizado!!
      ¿Podrías comentar un poco más sobre el trabajo realizado en primeras etapas? ¿Por qué actividades/ejercicios empezasteis?
      Gracias!

  1. Muy buen resultado
    Me gustaría saber qué defecto refractivo tenía antes de la cirugía refractiva pues es posible que tuviera una anisometropia muy alta a pesar de tener CSA
    He tenido algunos casos similares con esas características
    Si está corregido con lentes de contacto me gustaría conocer el defecto real en la actualidad

    Soy también partidaria de mejorar AV a pesar de Ambliopia y adultez

    Gracias

    1. Hola Estela, el paciente no recordaba la graduación anterior a la cirugía lasik que se realizó hace 15 años. Solo recuerda que tenía miopía y no recuerda si tenía astigmatismo. Si que había diferencia entre los dos ojos pero según nos dijo él «no era una graduación muy diferente» No tenemos más información al respecto.

  2. Enhorabuena al equipo y al paciente por trabajar el caso con constancia, y obtener tan buenos resultados.
    En el inicio, menciona una hiper del ojo derecho obtenida con Maddox, pero no se cuantifica.
    Mi pregunta es si durante todo el proceso, en ningún momento se le ha corregido con prismas esa hiper del ojo derecho, ya sea en gafa o simplemente durante la terapia visual.
    Un saludo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Apúntate a

nuestra newsletter

No te pierdas ninguna de las novedades que tenemos para ti